Transformemos el “Majadito o Majao” en un plato sano

El “majadito” es un plato que viene preparándose desde la época de la colonia o mucho antes en Bolivia, tiene un carácter muy tradicional y está muy afianzado a la cultura de este andino país y ha sido llamado así por el tratamiento de la carne, la cual se golpea o se maja para ser ablandada.

Qué tipo de carnes se utilizan para el majadito?

Las carnes que se utilizan son la de pato, el charque, res y pollo. Por ser un plato de montaña, las carnes rojas, a excepción de la de pollo, son las protagonistas que le dan mucho sabor y aportan gran energía en combinación con los otros ingredientes. Gracias a Marina de Consejo Nutricional por esta deliciosa versión que nos propone 🙂

Consejo Nutricional

Bolivia

– Marina Muñoz Cervera –

El Majadito es un plato típico de la cultura de boliviana, sobre todo de los Departamentos de El Beni y Santa Cruz.

Vamos a conocer la receta típica del “Majao cruceño”:

Ingredientes:

– 1 libra de lonjas de charque (carne seca).
– 4 huevos.
– 1/4 de chorizos para freír.
– 1 1/2 tazas de arroz.
– 3 plátanos.
– 1 libra de yuca.
– 1 cebolla.
– 1/2 tomate.
– 1 pedazo de pimiento morrón.
– 1 cucharada y media de “palillo” (cúrcuma)
– 1 diente de ajo.
– Sal al gusto.
– Aceite.

Elaboración:

– Remojar el charque el agua tibia durante quince minutos, para quitarle la sal, luego machucar cada lonja, hasta que pueda ser desmenuzada con los dedos y tostar en un poco de aceite. Retirar cuando estén crocantes y reservar.

– Lavar el arroz y en una sartén grande sin…

Ver la entrada original 828 palabras más

Receta básica de quinoa

Cortesía, tastespotting.com

Cortesía, tastespotting.com

La quinoa, uno de los granos del futuro, es un alimento muy nutritivo, lleno de nutrientes y que además es delicioso. En países donde no se cultiva o su consumo no es tan común, se puede comprar en tiendas especializadas, como pueden ser mercados ecológicos o herboristerias. La quinoa es un pseudocereal que viene en tres colores (gracias a que la naturaleza es muy generosa y siempre nos da la opción de escoger :)), la podemos encontrar en negro, blanco y rojo. Da igual el color, la quinoa ofrece una dieta balanceada, es ideal para vegetarianos, para personas que quieran perder peso (por su poder saciante) y para personas intolerantes al gluten. Hoy quiero compartir con todos la receta básica para preparar quinoa, de la cual pueden salir muchas más, todo depende de nuestros gustos y de la creatividad en la cocina :).

¿Cómo preparar la quinoa?

La quinoa tiene una preparación sencilla y nadie debería privarse de la oportunidad de disfrutar sus beneficios y su sabor. Prácticamente, el proceso para preparar la quinoa es el mismo que para preparar el arroz. Así que basándose en esto, se puede dar rienda suelta a la creatividad culinaria. En general, todos sabemos preparar un arroz; pero de todas maneras, aquí hablaremos sobre cómo hacerlo.

Ingredientes básicos para preparar la quinoa

Quinoa en taza

Quinoa en taza

  • 1 Taza de quinoa previamente lavada
  • 2 Tazas de agua o caldo (verduras, carnes o pescado)
  • Ajo o cebolla (opcional)
  • Aceite
  • Sal al gusto

¿Cómo lavar la quinoa?

La quinoa se debe dejar debajo del agua durante un rato para sacar las saponinas y el sabor amargo que aún pueda llegar a tener. Se aconseja utilizar un colador como el de la fotografía y remover con las manos la quinoa debajo del chorro de agua.

¿Cuánto tarda la quinoa en prepararse?

El tiempo de preparación de la quinoa puede variar de entre 20 a 40 minutos. Esto de debe a si la quinoa ha sido un poco procesada, a la altitud (porque los alimentos cuando se cocinan a nivel del mar se hacen mas rápido que en zonas montañosas… llamémosle fenómenos físicos). Además hay que considerar que el gas es más rápido que la electricidad. También vale la pena mencionar que cada cocina es diferente y algunas son más potentes que otras, más el tipo de olla y el tamaño del fogón. Así que no siempre se puede generalizar.

Preparación de la quinoa (paso a paso)

Lavado de quinoa

Lavado de quinoa

Escurrir quinoa

Escurrir quinoa

Cebolla cortada

Cebolla cortada

Fritar la cebolla

Fritar la cebolla

Cocinando la quinoa

Cocinando la quinoa

Servir la quinoa

Servir la quinoa

  • Lavar la quinoa
  • Escurrir el agua de la quinoa
  • Calentar el aceite en la olla donde se vaya a preparar la quinoa, a temperatura media – alta
  • Dorar levemente el ajo o la cebolla (si se ha decidido incluir en la preparación)
  • Añadir la quinoa y remover de vez en cuando para tostarla
  • Añadir el agua o caldo a elección
  • Remover de nuevo la quinoa
  • Añadir la cantidad de sal necesaria ( se puede calcular la misma cantidad que para el arroz, yo suelo poner una cucharadita por cada taza)
  • Revolver
  • Dejar hervir hasta que esté a punto de secarse todo el líquido
  • Poner la temperatura baja
  • Tapar la quinoa
  • Dejar que se cocine un rato más (aproximadamente de 2 a 5 minutos)
  • Quitar del fuego
  • Dejar reposar y servir la quinoa

Tips gastronómicos para preparar la quinoa

  • En general la quinoa que venden en los comercios viene prelavada, por lo que no es indispensable lavarla demasiado, pero de todas maneras se aconseja hacerlo
  • Si la quinoa ha sido comprada a granel, es aconsejable lavarla un par de veces para quitar la suciedad y remover las saponinas a más profundidad (se apreciará que sale espuma al lavarla)
  • Lavar la quinoa ayudará además a quitar el sabor amargo que a veces tiene la quinoa
  • Condimentos como el ajo o la cebolla le darán un gusto más sabroso a la quinoa, pero también puedes emplear hierbas aromáticas como orégano, romero, albahaca, perejil o cilantro, que le dará un toque muy latino 😉
  • El caldo es una opción ideal para dar más sabor a la quinoa y hacerla aún más nutritiva
  • No es indispensable calentar el agua o caldo en el que se hierve la quinoa; algunas personas prefieren hacerlo, pero yo siempre he puesto agua a temperatura ambiente y el resultado es el mismo
  • Se puede sustituir la sal por limón
  • Si se desea utilizar para otras preparaciones, no agregar sal ni condimentos
  • Saldrán tres tazas de quinoa cocida por cada taza de quinoa cruda
  • El líquido de la quinoa se debe probar justo después de poner la sal, esta debe quedar un poco salada para que la quinoa no quede sosa (aunque siempre se puede agregar más sal…), por supuesto si se utiliza caldo, hay que tener en cuenta que posiblemente ya tenga sal

¿Qué opinas, tienes algún truco para preparar la quinoa que no hayamos mencionado?, compártelo con nosotros, en un comentario ;).

Sabores latinos en navidad

La navidad en América Latina es todo un acontecimiento de sabores y tradiciones, muchos países celebran sus fiestas manteniendo herencias culinarias traídas de España o Portugal principalmente. La navidad es la celebración más familiar que existe en Latinoamérica y al igual que el año nuevo, las reuniones en casas de los familiares y amigos están rodeadas de sabores locales. La comida latina en las fiestas navideñas y de fin de año congrega gran cantidad de platos autóctonos que en muchas ocasiones se comparten con países vecinos.

Hoy, a vísperas de la navidad, te invito a que hagamos un viaje por las cocinas de estos países y vayamos preparando nuestros sentidos con las imágenes de los platos que encontramos en Latinoamérica por estos días. Recetas navideñas saladas y dulces que vienen acompañadas de bebidas para refrescar los días de verano en el hemisferio sur y en el Caribe o bebidas calientes para los lugares montañosos de los Andes, paraísos en donde la Nochebuena, aún con el frío de afuera lleva el calor a los hogares en estas fiestas tan entrañables.

Pavo navideño

El pavo es uno de los platos más tradicionales en Latinoamérica, millones de hogares preparan sus propias versiones de este ingrediente en el que muchos países tienen sus propias recetas locales para el relleno o para el adobo de esta ave. En México, es muy conocido como guajalote y viene acompañando las mesas mexicanas durante más de mil años, en este país es bastante común encontrarlo acompañado durante estas fiestas con salsas tan tradicionales como el mole (en muchas de sus versiones) o con salsas de chiles, todo un deleite para los paladares más tradicionales, pero también para los más exigentes. El chompipe (como se conoce en el Salvador) se consume en toda América Latina durante estas fiestas y dentro de las opciones para prepararlo siempre es un acierto al horno o adobado, etc. De cualquier manera, aves como el pollo y la gallina también están presentes en las fiestas navideñas por simple tradición o por economía.

Lechón navideño

El lechón es otro de los principales protagonistas y no puede faltar en la mesa de países centroamericanos y de América del sur. Sea entero o por piezas (como la pierna), esta es otra de las recetas más populares, también conocido como cerdo, chancho, cochino o marrano, su carne es muy apreciada para estas fiestas y muchas familias se reúnen durante el día de navidad o días previos para preparar este ingrediente y mezclarlo con los sabores locales en Nochebuena.

Tamales para navidad

En muchos países de Latinoamérica no existe navidad sin tamal, cada país tiene su propia versión, se consume en México, en Guatemala, en Nicaragua (con los nica-tamales), en el Salvador, Honduras, Costa Rica, Panamá, Colombia, Perú y en Venezuela se le conocen como hallacas. Aquí confirmamos que el maíz es uno de los ingredientes más queridos y con el cual se preparan infinidad de recetas.

Arroces navideños

El festival de los sabores en estas fiestas navideñas se hace presente en países caribeños como Cuba con recetas como el arroz congrí y otras versiones como el moro de guandule en República Dominicana, el arroz dulce en Puerto Rico, el arroz a la Tica en Costa Rica o el arroz con guandú en Panamá (confirman que la herencia española y portuguesa se mantiene viva aún hoy en día en las cocinas latinas). En Ecuador también es visible esta influencia cuando a la mesa se sirve el arroz relleno ecuatoriano y las zonas de la costa colombiana, el arroz con coco es uno de los acompañantes que no pueden faltar.

Sopas navideñas

Sopas como el ajiaco, el sancocho o la picana navideña boliviana siguen siendo opciones muy tradicionales en muchos lugares para dar calor al cuerpo o para los amantes de los pucheros que nos heredaron nuestros conquistadores.

Opciones dulces para navidad

Dentro de las opciones dulces, la clara influencia portuguesa sigue presente en las mesas de los brasileros con las rabanadas, los filhos, los sonhos, mientras en Colombia y Ecuador, la natilla y los buñuelos siguen siendo símbolos tradicionales de la navidad y las fiestas de fin de año.

Pan de Pascua

Un clásico de clásico en países como Chile, no puede faltar en navidad el pan de pascua mientras se recibe el viejo pascuero con regalos para los más pequeños.

Si quieres saber un poco más sobre las tradiciones navideñas, visita nuestro artículo de Holaciudad.com y saborea más de la navidad latina con nosotros.

Felices fiestas y que el 2014 te traiga mucha salud, felicidad, amor y platos deliciosos ;).

Propiedades de la quinoa, súper alimento de los Andes

En febrero de este año, la FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura) declaró el 2013 como el año internacional de la quinoa, uno de los alimentos latinos por excelencia. En un mundo donde mueren gran cantidad de personas de hambre, donde el cambio climático es evidente gracias en gran parte a “la mano milagrosa del hombre” con su tecnología, su producción masiva y falta de conciencia ecológica; la quinoa, un grano que durante miles de años alimentó las comunidades indígenas de los Andes, parece ser toda una promesa y la luz al final del túnel para lidiar con la carencia de alimentos en el mundo entero y en gran cantidad de países en América Latina.

La quinoa fue para los pueblos indígenas de los Andes, uno de los alimentos protagonistas en muchos de sus rituales y en su vida diaria, un  alimento sagrado del cual ellos ya conocían sus beneficios y que proviene de la palabra quechua Kínua (cereal madre); pero fue necesario que pasaran años y años de investigación y de observación para que el mundo se diera cuenta de esto. Y así, se encontró que este pseudocereal tiene gran cantidad de propiedades nutricionales y que es increíblemente resistente a los cambios climáticos. No solamente es una promesa para combatir el hambre, sino una promesa para la sostenibilidad y la ecología, ya que es una planta que por lo general se autofertiliza, ¿lo pueden creer? desde ahora ya es más amiga mía que nunca, porque ir en contra del veneno que aportan los fertilizantes a los alimentos es más que un simple motivo para considerarla como parte de nuestra dieta.

Fotografía tomada por Dider Gentilhomme

Fotografía tomada por Dider Gentilhomme

Y aunque ya hay varios países en el mundo que están cultivando este milagroso grano, todos nosotros debemos dar las gracias a los Andes y a los países que durante años lo han consumido y lo han cultivado. Y es aquí cuando hay que dar crédito a Bolivia y Perú, los principales productores de la quinoa y que poseen la mayor cantidad de variedades que existen en el mundo; sin dejar de lado a Ecuador, Colombia, Chile, Argentina y Brazil. Si es que Latinoamérica posee una riqueza extraordinaria, con una geografía privilegiada y una diversidad gastronómica casi infinita y yo aún no entiendo como hay gente que no tiene que comer en lugares donde se producen estas maravillas alimentarias… ¿que ironía no creen?

Y para no extenderme, los invito a conocer un poco más de este alimento y de sus propiedades y como siempre en Gustolatino Gastronomía, ¿qué mejor que hacerlo con imágenes?

Agradecimientos a:

Michael Hermann de http://www.cropsforthefuture.org por la fotografía en nuestra presentación.

A http://www.botanical-online.com

A http://www.dsalud.com

Y por supuesto a Wikipedia que ¡es lo más!

La alta cocina de NOMA se toma Bolivia

La cocina de América Latina cada día va dando pasos más y más grandes para ocupar un lugar muy especial en el mundo de la gastronomía y no se puede esperar menos cuando esta región está llena de secretos culinarios, tradiciones locales muy arraigadas y de ingredientes que para muchas naciones pueden llegar a percibirse como extraños o exóticos. Esta vez el turno parece ser que le toca a Bolivia, un territorio en donde el porcentaje más alto de la población es mestiza e indígena, ha cautivado a Claus Meyer, cofundador del restaurante NOMA (el que durante tres años consecutivos fuera el mejor del mundo) quien ha hecho posible que la humanidad repare en el potencial este país.

Su restaurante Gustu (que en quechua, significa sabor), ha abierto sus puertas desde el mes de abril de este año 2013, en éste espacio se apuesta por crear una cocina con productos totalmente locales, además de ofrecer a jóvenes bolivianos con pocos recursos la oportunidad de formarse en esta escuela de cocina. Por lo visto, Claus Meyer ha visto en los ingredientes de este país todo un potencial y quizá, una “mina gastronómica” aún inexplorada. Para Bolivia, el poder competir con países como Colombia, Ecuador, Brazil o Perú como uno más dentro de esta despensa andina o latinoamericana es un reto que seguro que va a poder cumplir en términos de ingredientes, pero más adelante se verá que tan lejos puede llegar toda esta nueva aventura.

Mapa de Bolivia

Mapa de Bolivia

Gustu es definido por su equipo como un restaurante de alta cocina informal (término que me cuesta un poco entender) y en el que se puede encontrar un bar donde hasta las bebidas locales forman parte de la carta, con vinos bolivianos provenientes de cultivos a mas de 3000 metros de altura, que seguro que no dejarán indiferente a cualquier amante o sumiller que desee adentrarse en otros sabores vinícolas. Además de esto, en el restaurante los visitantes se pueden deleitar con las vistas de las montañas de la Paz que seguro que quitarán el aliento a más de uno 🙂

Pero Claus no se encuentra solo en este proyecto, ya que cuenta con el apoyo de la ONG danesa Ibis, la cual ha sido una musa más dentro del mismo, gracias a la labor que esta última desarrolla en Bolivia. Si el proyecto tiene éxito, se podrá aportar a esta nación desarrollo y apoyo a sus comunidades indígenas (a través del reconocimiento de sus recursos y gracias a la oportunidad de trabajo que se ofrece) y Claus podrá convertirse en otro precursor más de la comida latina y sus ingredientes como lo han hecho Alex Atala o Gastón Acurio a nivel mundial.

Cortesía de www.cesr.org

Cortesía de http://www.cesr.org

En Gustu también se apuesta por el talento de chefs extranjeros que son los que gestionan la cocina con ingredientes locales y según su propietario, no es necesario un cocinero local para sacar todo el provecho de los mismos. Y aunque hay muchos interrogantes aún para ver qué tan sostenible puede llegar a ser el proyecto, quién puede permitirse comer allí (si solamente lo puede hacer “la crema y nata” de Bolivia) o será un peregrinaje de extranjeros y visitantes en busca de sabores nuevos que se animen a viajar a un país casi inexplorado y donde tengan que adaptarse a las condiciones de altura para poder comer en un sitio que aún se tiene que hacer un nombre a nivel internacional (y no por el talento de su gente ni de sus recursos) sino porque la experiencia de comer allí implica un montón de factores que puede ser posible que muchos se lo piensen más de dos veces antes de tomar la decisión para llegar hasta allí…

De cualquier manera, en Gustolatino, la idea nos parece estupenda y por nuestra parte esperamos pronto poder empezar a descubrir todos los ingredientes maravillosos de este país, de sus recetas, de su historia y de sus tradiciones, así que te invitamos a que estés alerta de todo lo que podremos descubrir 😉